Por segundo año consecutivo Bogotá es reconocida como “Ciudad Arbolada del Mundo” por la FAO


La Fundación Arbor Day y la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) otorgaron por segundo año consecutivo a Bogotá el reconocimiento como una de la “Ciudades Arboladas del Mundo” lo que la convierte en parte de una importante red mundial que lidera el trabajo alrededor de la silvicultura urbana y comunitaria.

De esta forma, la capital se suma a las 138 ciudades de 65 países que ostentan esta membresía y reafirma su compromiso con el arbolado urbano y el mejoramiento de las coberturas verdes en un contexto global. Bogotá es la segunda ciudad colombiana en recibir este reconocimiento, luego de que en febrero de 2020 le fuera otorgado a Barranquilla, gracias a su destacada gestión silvicultural.

Para que Bogotá mantuviera el reconocimiento como miembro del Programa Tree cities of the world, el Jardín Botánico aportó información técnica relevante en aspectos tales como gestión integral del arbolado y zonas verdes, gobernanza y planificación, cumplimiento de la normatividad y planeación del arbolado.

Como se recuerda, la primera postulación a esta membresía fue hecha por el Jardín Botánico de Bogotá a finales de 2020, de cara a los compromisos que desde el Plan de Desarrollo “Un Nuevo Contrato Social y Ambiental para la Bogotá del Siglo XXI” se venía trazando la Administración Distrital que lidera la alcaldesa Claudia López.

En febrero de 2021 la Entidad fue reconocida como “Ciudad Arbolada del Mundo” y desde entonces se emprendieron esfuerzos para avanzar en la articulación del cuidado, mantenimiento y protección de las coberturas vegetales con participación incidente y compromiso de la comunidad, mediante estrategias como jornadas de plantación conjunta, denominadas “Replantando Confianza” y la conformación de redes de cuidadoras y cuidadores del entorno ambiental. Ahora, Bogotá es reconocida nuevamente para el 2022.

“Este reconocimiento nos compromete aún más a trabajar de manera articulada con la ciudadanía y a hacer de la gestión integral de coberturas vegetales una tarea compartida con líderes, colectivos, sectores e instituciones, con criterios de sostenibilidad y responsabilidad ambiental”, afirmó Martha Liliana Perdomo Ramírez, directora del Jardín Botánico de Bogotá.